Mejores series de abogados actuales y... no tan actuales

Las series de abogados son casi tan antiguas como las entregas audiovisuales por capítulos en sí mismas. Da la sensación de que se tienen que plantear muy mal para que no tengan éxito, si tenemos en cuenta cómo han arrasado algunos títulos que ya forman parte de la cultura popular.

series de abogados

Las series de abogados gustan, sí, y lo hacen por diferentes motivos: porque llevan casos desde lo más cotidiano a lo más trepidante, por los giros de guion inesperados que consiguen que un caso casi perdido de repente muestre un nuevo hilo del que tirar.

Gustan por la configuración de roles, desde el abogado con ética hasta el que no tiene escrúpulos, gustan por los dilemas morales que plantean, por el drama que puede envolver a los defendidos, por el misterio e incluso por la estética.

Y gustan por lo que se cuece tras los despachos, las historias de amor, los dramas personales, el desprestigio…

Hacen las delicias, en definitiva, de amantes de las series de cualquier edad, incluyendo estudiantes de Derecho o, en general, de estudiantes que aún no saben si lo suyo son las ciencia o las letras.

¿Cuáles son las series de abogados más populares de todos los tiempos? ¿Las que han conseguido crear una legión de fans? ¿Las que presentan los guiones y personajes más suculentos? Es, precisamente, a lo que tratamos de dar respuesta a continuación.

Mejores series de abogados

Las mejores series de abogados se pueden identificar en torno a muchos criterios, como la popularidad, los premios que han obtenido, el número de temporadas que lleva o ha llevado o la temática.

Nos hemos centrado en el periodo en el que se emitieron y en las plataformas en las que todavía se pueden ver. Y es que consideramos que, ante todo, una buena serie es la que se puede seguir viendo.

Series de abogados de los 90

Es inevitable ver las series de los 90 con el filtro de la nostalgia puesto.

¿Realmente son tan buenas como las veíamos entonces? ¿Son oficinas de abogados que hoy tendrían éxito?

La evolución de las series en cuanto a tramas y maneras de hacer llegar la historia, así como en el plano técnico, podrían hacer que dudáramos al dar una respuesta. Pero sí, hubo series muy buenas que tampoco hay que entrar a comparar.

Ally McBeal

Es LA serie de abogados, la primera que seguro se te ha venido a la cabeza cuando te hemos hecho pensar en títulos de los 90. Fue una serie estadounidense protagonizada por Calista Flockhart, que se emitió entre 1997 y 2002 en FOX. En España la pudimos ver en Telecinco, en el 99, y más tarde en Cuatro, ya en 2006.

mejores series de abogados

La trama gira en torno a Ally McBeal, una joven de 27 años que denuncia el acoso sexual de uno de los socios de la firma para la que trabaja, a lo que la empresa responde con un despido. Este hecho y el encontrarse con un antiguo compañero de la universidad suponen un punto de inflexión en su carrera, que la sitúan en el bufete Cage & Fish.

Además de nuevos casos, claro, la serie se completa con las tramas personales de Ally, que se reencuentra en su nuevo puesto con su exnovio, Billy, y con la mujer de este, Georgia.

Fue una de las series más icónicas de los años 90 y no solo por las historias que contó. También fue un éxito el tema inicial de la serie, Searching my soul, de Vonda Shepard, que estuvo en las listas de éxitos musicales.

Leer más  Cuando es necesario un abogado inmobiliario y cómo conseguirlo

O por el elenco que fue capaz de aglutinar, con actores como Robert Downey Jr o Lucy Liu, quien inicialmente solo iba a aparecer en un episodio.

¿Quién no recuerda su intro?

JAG: Alerta roja

JAG es el acrónimo de Judge Advocate General, que se puede traducir como Abogacía General de la Marina de los Estados Unidos.

Reunía ingredientes para ser una serie de éxito, especialmente entre cierto público, al tratar casos adscritos a lo militar.

Es una serie de los 90 porque empezó a emitirse, en el 95, y lo hizo hasta 2005 primero en la NBC y luego en la CBS. En España hemos podido verla más tarde, primero en Antena 3 y ahora en Cuatro, AXN y laSexta.

Sus protagonistas son los oficiales del JAG que, en cada caso, deben aplicar el código de justicia militar y el Derecho internacional. La ética que muestran en cada caso le valió no solo el visto bueno del Departamento de Defensa estadounidense, sino también su apoyo oficio, de manera que la productora pudo acceder a equipamiento e instalaciones militares para dar más realismo a la serie.

La consideramos una serie de abogados de los 90 digna de mención, pero no tuvo el éxito arrollador de otros títulos coetáneos.

Ley y orden: UVE

Es un spin-off de Ley y orden, una serie de trama policial y legal que se emitió desde 1990 a 2010 en la NBC.

UVE son las siglas de Unidad de Víctimas Especiales, y fue uno de los cuatro spin-offs que tuvo la serie. Está, como su matriz, ambientada en la ciudad de Nueva York, y en su desarrollo ha cosechado un reguero de premios, entre otros, un Emmy a la mejor actriz principal de serie dramática, para Mariska Hargitay, que da vida a la detective Olivia Benson.

Su éxito no ha pasado desapercibido para medios como Vanity Fair que, el pasado mes de octubre, le dedicó un artículo en su web a una serie que, dicen, lleva 20 años fascinándonos… y horrorizándonos. Fue en el marco del estreno de su su vigésima temporada en Calle 13.

En aquel artículo, Vanity Fair desgranó el que consideraba era el secreto de su éxito, empezando por un arquetipo de criminal al que los espectadores no estaban acostumbrados. Además, trata los crímenes más oscuros y desgarradores que, además, son reales.

Series de abogados de Netflix

Netflix es una de las plataformas de contenido en streaming más exitosas. Ya en 2017 anunció que estaba cerca de alcanzar los 100 millones de suscriptores, y solo en Estados Unidos tiene 1,42 millones.

El secreto de su éxito, claro, es una oferta de contenidos muy amplia, incluyendo las producciones propias que son sus grandes apuestas. En su catálogo, por supuesto, tienen cabida las series de abogados.

Suits

Está considerada por la crítica como una de las mejores series de abogados y, en parte, es gracias al carisma de personajes como Harvey Specter y Mike Ross.

Comenzó a emitirse en 2011 y la trama gira en torno al propio Ross, de inteligencia superlativa, que consigue un puesto en un importante bufete de abogados aun cuando tuvo que renunciar a su sueño de convertirse en uno, y no puedo estudiar.

Su falta de formación no disuade al también brillante y atractivo Specter, que decide darle una oportunidad pese a que, de descubrirse que Ross no tiene el título de Harvard de rigor, podría poner en un brete su carrera.

series de abogados en netflix

Hay muchas razones para ver Suits, como la interpretación y la química de los actores principales. También por la flamante duquesa de Sussex, Meghan Markle, a quien se dice que han ofrecido mucho millones por su regreso.

The good wife

Se puede considerar uno de los pesos pesados de Netflix.

Cuenta las peripecias de Alicia Florrick, amantísima madre y esposa que cumple con sus tareas como ama de casa. Sin embargo, cuando su marido es destituido de su cargo y encarcelado por corrupción política, debe volver a los juzgados para mantener a su familia.

Leer más  Estudio jurídico internacional y sus áreas de práctica

Es una serie de abogados que, como sucedió con Ally McBeal, está protagonizado por mujeres de fuerte personalidad.

Scandal

También protagonizada por una mujer, en este caso Kerry Washington, que da vida a Olivia Pope. Es una profesional valorada, sobre todo, por su capacidad de gestión ante crisis y escándalos, en una trama ambientan en Washington y en la que ha llegado a representar, nada más y nada menos, que al presidente de los Estados Unidos. Y es que su principal función es proteger la imagen de sus clientes.

La fuerza de los personajes femeninos también es un motivo para ver la serie en este caso. La trama, como sucede con la mayoría de los títulos mencionados, también resulta altamente adictiva, y todo está aderezado con los aplaudidos estilismos de la propia Olivia Pope, que se ha convertido en un icono de la moda con sus impecables looks.

Cómo defender a un asesino

Se estrenó en 2014 para ABC, y está protagonizada por Viola Davis, en el papel de Annalise Keating. Es profesora de Derecho penal en Filadelfia, y parte de su alumnado va a poder llevar la teoría la práctica cuando se ve llamado a ayudarla en la resolución de un caso, acontecido en la misma universidad, y que va implicando a los propios alumnos.

Una serie también muy aplaudida por la crítica, y que propone una trama diferente a otra serie de abogados que se basan en los procedimientos.

El lado didáctico que desprende el hecho de que la trama se centre en una profesora, se mezcla con el intento de encubrimiento del alumnado con un caso que les afecta de manera progresiva.

Better call Saul!

Es precuela de una de las consideradas mejores series de la historia, como es Breaking bad.

Recoge la vida de Jimmy McGill y su transformación en Saul Goodman, aquel abogado de laxa moral que se convirtió en uno de los personajes más carismáticos de cuantos reunió en torno a sí Walter White.

La serie, que podríamos inscribir en los géneros de comedia dramática y humor negro, fue nominada a los Emmy en las categorías de mejor drama, mejor actor protagonista y mejor actor de reparto.

Making a murderer

Es una serie documental, la entrega por capítulos de un caso real que escribieron y dirigieron Laura Ricciardi y Moira Demos.

Se adentra en la historia de Steven Avery, que pasó 18 años en prisión por la agresión sexual y el intento de homicidio de Penny Beernsten.

Salió en 2003, gracias a una prueba de ADN que le desvinculaba del caso, pero en 2005 fue arrestado por el asesinato de Teresa Halbach, y condenado a cadena perpetua sin libertad condicional.

La serie generó muchas reacciones, entre otras cosas, por cómo recogió los fallos del sistema legal estadounidense, y cuánto de difícil le puede resultar defenderse a alguien sin medios económicos ni intelectuales.

Por supuesto, ha habido un encendido debate en torno a la culpabilidad o no de Steven Avery, que ha puesto a todo Internet a investigar.

Aun sin ser exclusivamente de temática legal, hay otras series de Netflix que pueden resultar interesante para los amantes de las series de abogados, desde Sherlock a House of Cards.

Series de abogados de HBO

El catálogo de HBO no solo goza de títulos también muy suculentos, sino que posee algunas de las series más exitosas de la historia. Caben en él, por supuesto, las series de abogados, que por elenco y trama también son dignas de ver.

Divorce

Todos recordamos a la icónica Carrie Bradshaw en Sexo en Nueva York, serie que, por cierto, también se puede ver en HBO. No sabemos si el papel de Frances Dufresne que representa Sarah Jessica Parker en Divorce le reporta tanto éxito, pero ahí es donde se encuentra desde 2016.

Leer más  Despacho de Ramón y Cajal abogados

Se trata de una sitcom que gira en torno a un largo divorcio, lo que mete la trama legal en la serie y nos hace recogerla en nuestro listado, aunque Divorce va más allá. Se centra en el perfil de Frances como mujer de mediana edad, infiel y que inicia los trámites de divorcio siguiendo el consejo de sus amigas. Pero pasar página se le hace más complicado de lo que creía…

The night of

Se trata de una miniserie de ocho episodios, y que se centra en el abogado neoyorquino John Stone, que debe defender a Nasir Khan.

El joven, de ascendencia paquistaní, ha sido acusado de asesinar a una mujer del Upper West Side.

El caso está lleno de sesgos políticos y culturales, que van apareciendo a lo largo de una trama que recoge la investigación policial, el procedimiento legal, el sistema de justicia y el penitenciario.

mejores series abogados

La serie no está exenta de crítica al propio sistema, lo que la hace más atractiva, y alimenta el fenómeno de la ficción procesal que tanto éxito tiene.

Series de abogados actuales

Muchas de las anteriores se consideran actuales, como Suits o Ley y orden: UVE, que se siguen emitiendo en la actualidad, aunque llegaran a la parrilla televisiva hace ya unos años. Hay otras series de abogados, sin embargo, que se han estrenado más recientemente.

2016

Además de la mencionada Divorce, 2016 vio nacer nuevas series de abogados estadounidenses, como Goliath, Conviction y Notorius, todas ellas del género de drama legal o judicial. Notorius se puede ver en España en AXN, y se centra en la vida de un abogado criminal y en una productora de noticias, con la que se alía para contener un desastre de dimensiones mayúsculas.

2017

Chicago Justice también es un drama legal, creado para la cadena NBC, y que se ha podido ver, además de en Estados Unidos, en Irlanda.

Destacamos, sin embargo, The good fight, secuela de The good wife, y protagonizada por el personaje que ya aparecía en esta última, Diane Lockhart (a la que da vida Christine Baranski).

La abogada se ve obligada a dejar el bufete, tras un escándalo financiera que pone en entredicho su prestigio como profesional, y que la pone en la obligación de replantearse su futuro. Se incorpora así a otro despacho, donde convive con nuevos e interesantes personales.

2018

Podemos decir que la producción de series se encuentra en pleno auge, gracias al auge de plataformas como las mencionadas Netflix o HBO, pero también de Amazon Prime Video, Movistar y las cadenas de siempre que no renuncian a su cuota de pantalla. De ello se deriva que en 2018 también se hayan estrenado series de abogados, sobre todo en Estados Unidos.

Son del año pasado propuestas como The Split, de la BBC, centrada en una familia de abogadas especialistas en divorcios; o For The People, ambientada en el Tribunal Federal del Distrito Sur de Nueva York.

Viendo tal cantidad de títulos, consideramos que es muy poco probable que un telespectador, aun sin ser amante de las series de abogados, no haya visto aunque sea un capítulo en su vida.

Tienen y han tenido un protagonismo evidente, y prueba de ello es la nueva propuesta que la 1 de Televisión Española ha estrenado este 2019, Derecho a soñar, que en su presentación fue presentada como una serie de emociones y convivencia entre compañeros. Es decir, se centra en las historias del día a día de abogados y socios.

Lo cierto es que en la producción española no destacan precisamente las series de abogados. Entre las más recientes se encuentra LEX, que solo estuvo dos temporadas en pantalla, y que es una comedia dramática de abogados.

Entradas relacionadas

Subir